Profesión a analizar: el guía de museo

Que levante la mano (o mejor dicho, que siga leyendo) quien ha ido a un museo y ha contratado un guía para entender y sacar más provecho de su visita. Si se elige pasear por los distintos pasillos y salas de la mano de un profesional para no perder detalle y aprovechar la estancia allí, es por algo. Un guía de un museo, por lo general dedicado a la historia del arte, debe ser una persona lo suficientemente cualificada en la materia que se requiere, siendo normalmente licenciados o graduados en Historia del Arte y/o con algún curso de posgrado de museos o patrimonio cultural, u otros afines.

inspector-thyssen-95-001

Puede parecer fácil, pero debo confesar que se trata de un oficio estrictamente exigente.

Otros factores importantes que debe tener presentes este profesional:
– En primer lugar resulta indispensable su amabilidad, simpatía, su buena predisposición hacia el público al que le presta el servicio, con capacidad además de amoldarse a los distintos perfiles, inquietudes y necesidades del público.
– Buen comunicador, capaz de generar empatía pero sabiendo llevar las riendas del grupo.
– Acercar el contenido del museo y el mensaje que se pretende transmitir de una manera eficaz y amena, adaptable a todas las edades.
– Gestionar adecuadamente el espacio y el tiempo de las visitas, aprovechando el tiempo pero sin ser una máquina expendedora de información. Tratando en todo momento de no aburrir a nuestro interlocutor. Generando por tanto una audiencia interesada y que salga del espacio museístico con ganas de aprender más. Haciendo de la visita no sólo instructiva e interesante sino también inolvidable.
– Debemos ser conscientes también que es difícil “saberlo todo sobre todo”. Ello resulta aún más patente cuando se produce una “super-especialización” temática o cronológica. Aunque normalmente el guía normalmente no tiene la obligación de ser un experto en la materia de cada uno de los museos que se visitan, dado que existen museos dedicados a la ciencia, al arte, a la etnografía, etc., no está de más que amplíe su campo de especialidad.

Hoy ha sido un post breve pero creo que es importante hablar de esta profesión, a veces tan poco valorada y reconocida por el resto de la sociedad.

¡Que terminéis de pasar un magnífico verano! ¡Nos vemos pronto!

Referencias y enlaces de interés:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s